Chi Poo

chi poo

El Chi-Poo es un perro cruzado o mestizo que nace del cruce entre chihuahuas y caniches toys, dando lugar a unos perros muy enérgicos, compactos y que sienten mucho amor por todos los niños.

Claramente, estos perretes heredan lo mejor en cuanto a cualidades de sus padres a pesar de sus diferencias genéticas.

Los Chi-Poos también son conocidos con otros nombres por todo el mundo, como lo son Choodle, Poochi, Chipoodle o Poohuahua, aunque nosotros optamos más por Chi-Poo que es el que más solemos escuchar a diario.

Aunque no lo creas puedes encontrar esta "raza" en protectoras animales o perreras, por lo que no tendrás que comprarlo y contribuirás a que haya una bonita adopción perruna.

🐾 Tabla de Contenido

    Características del Chi-Poo

    Son unos perros adorables muy versátiles. Perros perfectos para convivir con personas activas, dándoles igual si están en una casa grande o pequeña, ya que son muy adaptativos.

    Si buscas un perro que no requiera de hacer mucho ejercicio a diario pero que a la vez cumpla con las condiciones de un perro guardián, para alertar sobre posibles peligros, no lo dudes y ten claro que el Chi-Poo puede ser una gran opción.

    Fotos de perros Chi-Poo

    Los Chi-Poos son perros de raza mezclada. Los colores primordiales de los Chi-Poos son: crema, marrón, azul, atigrado, plata, gris, leonado, blanco y negro. Los colores primordiales de los Chi-Poos son: crema, marrón, azul, atigrado, gris, leonado, blanco y negro. Hay Chi-Poos de pelaje más extenso, de esta forma como Chi-Poos de pelaje más breve.

    Los Chi-Poos tienen la posibilidad de ajustarse a algún circunstancia de vida. Así sea en un apartamento o en una vivienda grande, con solo una persona o con una familia numerosa, se ajustan a algún circunstancia.

    Los Chi-Poos no son fundamentalmente aptos para el tiempo extremo; soportan mejor el calor que el frío, pero puede ser primordial aplicarles asegurador del sol en verano. Los Chi-Poos eligen estar rodeados de mayores o de jóvenes superiores que sepan jugar con elegancia.

    Historia

    La raza de perro Chi-Poo probablemente halla existido de manera natural durante los años, pero los criadores de interfaz comenzaron a combinar intencionadamente Chihuahuas y Caniches en los EE. UU. en los 70s, justo en la misma etapa donde comenzaron a desarrollar los Cockapoos.

    Los criadores deseaban combinar ámbas etnias progenitoras para hacer un perro capaz y de bajo cuidado que fuera simple de entrenar e sin dependencia. La mezcla de etnias además frecuenta reducir los inconvenientes de salud. Siguieron creando Chi-Poos mientras aumentaba la demanda de perros chiquitos de etnias mixtas.

    Leer más:  Alimentos que causan diarrea en perros

    Aunque la raza Chi-Poo comenzó como raza de interfaz, algunos han acabado en refugios o al precaución de grupos de salve. Considere la oportunidad de adoptarlo si escoge que esta es la raza para usted.

    Compruebe los refugios locales, busque rescates de Chi-Poo o consulte con rescates de caniches o chihuahuas particulares de la raza, debido a que algunas veces intentan realojar a las mezclas.

    A pesar de que los chi-poo no están reconocidos por el American Kennel Club, sí lo están por el American Canine Hybrid Club, el Designer Dogs Kennel Club, el International Designer Canine Registry y el Designer Breed Registry.

    Tamaño

    Como el chi-poo es una raza subjetivamente novedosa, hay pocos estándares en relación a tamaño. Mencionado lo anterior, al ser una mezcla de padres chihuahua y caniche toy, es de aguardar que los chi-poo sean chicos. Mencionado lo anterior, varios tienen la posibilidad de ser más chicos o más importantes.

    Personalidad

    Varios fanáticos del Chi-Poo describen a sus perros como camaradas juguetones, capaces e independientes. Aunque tienen el volumen de un perro faldero habitual, sus altos escenarios de energía significan que seguramente les encantaría seguirle por toda la vivienda e meterse en su rutina día tras día.

    Aunque a los dos perros padres, el Caniche y el Chihuahua, no les agrada quedarse solos, el Chi-Poo es una anomalía. La mayor parte de ellos se las arreglan bien con padres que trabajan y que tienen que dejar la vivienda a lo largo de largos periodos.

    Estos perros chiquitos son enérgicos y finalmente necesitaría estar con un individuo que esté en movimiento u ocupada en la vivienda. Disfrutan viéndole a usted y también disfrutarán participando en muchas ocupaciones, introduciendo paseos y sesiones de juego. Más allá de que se les detalla como enérgicos, no requieren llevar a cabo bastante ejercicio. Bastantes paseos cortos al día deberían ser suficientes, con varios reposos para llevar a cabo sus pretensiones. Asegúrese de tener un surtido de juguetes, debido a que se entretendrán con gusto.

    Se desenvuelven bien en familias unipersonales y en hogares enormes con jovenes. Verdaderamente no puede errar con los Chi-Poos. Se adaptarán a algún ámbito.

    Leer más:  Pomerania Toy

    Salud

    La raza Chi-Poo está predispuesta a algunas de las mismas condiciones a las que se combaten el Chihuahua y el Caniche. Aunque la mayor parte son por lo general sanos, algunos tienen la posibilidad de ser propensos a algunos inconvenientes de salud, por lo cual es considerable sostener un óptimo precaución y revisiones veterinarias regulares.

    Varios de los inconvenientes de salud frecuentes que sufren los Chi-Poo son los siguientes:

    • Glándulas lagrimales hiperactivas
    • Hipoglucemia
    • Glaucoma
    • Luxación de la rótula

    Cuidados

    De la misma manera que con todos los perros, debe sostener las revisiones veterinarias periódicas de su Chi-Poo para ubicar a tiempo algún inconveniente de salud. Su veterinario puede asistirle a desarrollar una rutina de cuidados que mantenga a su perro sano.

    Los Chi-Poos son propensos a los inconvenientes digestivos, por lo cual se sugieren comidas pequeñas numerosas ocasiones al día con comestibles de alta definición.

    Gracias a la genética, tienen la posibilidad de ser propensos a tener glándulas lagrimales hiperactivas, lo que puede provocar manchas de lágrimas cerca de sus ojos. Sostener un pañuelo o un paño cerca y limpiarlos periódicamente puede reducir las manchas de lágrimas.

    Comprueba por día que no haya residuos ni plagas en sus orejas y límpielas según las sugerencias de tu veterinario. Recorte las uñas de su perro antes de que estén bastante largas, comúnmente una o dos ocasiones al mes. No tienen que chocar contra el suelo. Tu peluquero puede guiarte con esto.

    Tu primordial preocupación cuando se habla del precaución de tu Chi-Poo va a ser sostener su salud bucal. Debe cepillar sus dientes todos los días, debido a que las etnias pequeñas son dispuestas a los inconvenientes dentales. Su veterinario puede señalarle cómo cepillar los dientes de su perro de manera correcta. Los masticables dentales además tienen la posibilidad de ser de gran impulso.

    Alimentación

    Los Chi-Poos son propensos a los inconvenientes digestivos y a la hipoglucemia. Una dieta ideal consistiría en un alimento proteico de alta definición formulado para perros chicos. Se sugieren numerosas comidas pequeñas en todo el día.

    De la misma manera que sucede con todos los perros, las pretenciones dietéticas del Chi-Poo cambiarán desde la etapa de cachorro hasta la edad avanzada y van a seguir modificando en su tercera edad. Debe pedirle a su veterinario que le recomiende la dieta de su Chi-Poo, debido a que hay demasiadas variantes entre los diferentes perros -incluyendo el peso, la energía y la salud- como para llevar a cabo una sugerencia específica.

    Leer más:  El perro lobo de Cantabria

    Color del pelaje y cuidado

    Los pelajes de los Chi-Poo tienden a ser una mezcla de los pelajes y colores de sus padres Caniche y Chihuahua. Los primordiales colores de los Chi-Poos son: crema, marrón, azul, atigrado, plateado, gris, leonado, blanco y negro. Algunas veces su pelaje es sólido, y algunas veces tienen una mezcla de colores.

    Acostumbran tener un pelaje de longitud media, y por lo general se piensan una aceptable alternativa para los alérgicos. Hay Chi-Poos de pelaje más extenso, de esta forma como Chi-Poos de pelaje más breve. Su pelaje es muy simple de cepillar. Un óptimo cepillado una vez por semana debería ser bastante, pero a lo largo de la temporada de muda, es viable que quiera incrementar los cepillados a dos ocasiones por semana.

    Los Chi-Poos no son especialmente correctos para el tiempo radical. No obstante, soportan mejor el calor que el frío. En los meses de verano puede ser primordial aplicarles asegurador del sol en las orejas, la nariz y las ubicaciones sensibles donde hay menos cobertura de pelo.

    Niños y otras mascotas

    Como el Chi-Poo es un perro reducido, puede ser de forma sencilla herido por jóvenes bastante excitados. Los Chi-Poos eligen estar más que nada con mayores o jovenes superiores que sepan jugar con suavidad. Mencionado lo anterior, para los jóvenes que aprenden próximamente a arrimarse y jugar de manera correcta con un perro reducido, el Chi-Poo puede ser un compañero maravilloso y activo. Siempre hay que pecar de precavido y jamás dejar a un nene jovencito sin supervisión con ningún perro, bajo ninguna situación.

    En lo relacionado a otros animales domésticos, los chi-Poos tienen la posibilidad de llevarse bien con otros animales si se les muestra lenta y apaciblemente, y la socialización temprana va a ayudar a que esto vaya bien. Lo destacado es que se acostumbren próximamente a otras mascotas. Si prevalecen las propiedades de los padres chihuahua, este reducido cachorro puede querer ser el jefe de la manada en hogares con numerosos perros.

    Los chi-Poos tienen la posibilidad de aclimatarse a algún lugar de vida. Sólo acuérdese que la socialización temprana puede empujarlos a llevarse mejor con otros animales.

    5/5 - (12 votos)

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Usamos cookies para mejorar la experiencia de todos los usuarios en nuestra web. Política de Cookies