Mi perro vomita espuma blanca ¿Qué hacer?

mi perro vomita espuma blanca

Si tu perro está vomitando espuma blanca, no hay razón para que empieces a entrar en pánico. El vómito blanco y espumoso puede parecer un poco perturbador de primera hora, y posiblemente su perro puede que esté en riesgo

Ahora, te enseñaremos por qué tu perro podría estar vomitando espuma blanca y cómo tratar a su cachorro enfermo en estas incómodas circunstancias.

¡Empecemos!

🐾 Tabla de Contenido

    ¿Por qué mi perro vomita espuma blanca?

    El vómito pálido que se ve espuma o saliva burbujeante (a distingue del vómito de perro más grueso) sucede debido al exceso de aire o gas en el estómago. Lo verdaderamente posible es que su perro esté vomitando líquido blanco porque no hay muchísimo más en su estómago para purgar. La espuma blanca es una mezcla de saliva y jugos gástricos revueltos. El moco que recubre su estómago se irrita, se regresa espumoso, y eso es lo que está observando subir a su alfombra o piso.

    ¿Cuales son las causas?

    La razón más habitual por la que un perro vomita espuma blanca es la angustia gastrointestinal. El vómito espumoso puede suceder si un perro tiene exceso de gas en el estómago. Si su perro está experimentando indigestión y no queda nada en su estómago para despedir, puede empezar a vomitar este líquido o espuma pálida y espumosa.
    Las causas de malestar gastrointestinal que podrían ocasionar vómitos de espuma blanca incluyen:

    1. Indigestión

    La indigestión, además popular como dispepsia, de todos modos solo significa malestar estomacal y es la causa más habitual de que un perro vomite espuma blanca. Los perros tienen indigestión de la misma manera que los humanos, pero vomitan con mucha más continuidad. En la mayor parte de las situaciones, vomitar espuma blanca es porque el cuerpo de su perro está intentando de liberarse de una sustancia que le molesta el estómago.

    Puede ser que su perro haya comido mucha hierba, haya devorado su comida o haya comido y bebido en exceso justo luego de llevar a cabo ejercicio. Siempre que su perro no vomite todo el tiempo, posiblemente solo experimente una indigestión regular.

    2. Reflujo ácido

    ¿Su perro está vomitando espuma blanca por la mañana antes de comer? Podría significar que tiene gastritis por reflujo, además llamada reflujo ácido. Esta dolencia sucede cuando la bilis que está en los intestinos de su perro luego de una comida vuelve al estómago luego de un extenso lapso sin comer (por ejemplo, a lo largo de la noche). Esta bilis irrita el estómago de su perro y hace reflujo ácido (a ocasiones llamado "reflujo biliar"). Los perros que sufren de reflujo ácido comúnmente vomitan espuma blanca o amarilla. Esta condición se denomina trastorno de vómitos biliosos.

    Consejo: Achicar las porciones y incrementar la continuidad de las comidas de su perro puede contribuir a evadir que la bilis entre en el estómago de su perro, lo que en más reciente instancia puede achicar los inconvenientes digestivos más adelante.

    3. Tos de las perreras

    Tos de perro (título: ¿Qué es la tos de las perreras?) Si su perro estuvo hace poco en espacios reducidos con otros perros y en este momento está tosiendo espuma blanca, es viable que haya contraído tos de las perreras. Esta infección de las fuentes respiratorias superiores es muy contagiosa, pero es suave y, en la mayoría de los casos, desaparece por sí sola en 7 a 10 días.

    Leer más:  Tipos de leishmaniosis canina y sus tratamientos

    La tos de las perreras tiende a ser simple de hacer un diagnóstico, debido a que su síntoma primordial es una tos pronunciada que corta o toca la bocina (también popular como "bocina de ganso") que puede ocasionar espuma blanca. Otros indicios tienen dentro secreción nasal, estornudos, letargo y pérdida de apetito.

    Consejo: antes de emprender a su perro, llévelo al veterinario para que le coloque la vacuna Bordetella. Esta vacuna va a proteger contra la tos de las perreras, que es ocasionada por la bacteria Bordetella bronchiseptica.

    espuma blanca vomito perro

    4. Hinchar

    Perro acostado boca arriba en el césped (título: ¿Qué es la inflamación canina?) Una condición grave, la inflamación sucede con más grande continuidad en perros mayores y superiores con el pecho profundo. La inflamación provoca que el estómago de un perro se llene de gas, líquido o comida, lo que provoca que se expanda. Uno de sus primeros indicios es un perro que escupe espuma blanca.

    Además de un abdomen agrandado y vómitos de espuma blanca, los perros sufrirán numerosos otros indicios de inflamación, incluida la incapacidad para defecar, encías pálidas, babeo elevado y tos.

    Si sospecha que su perro está hinchado, llévelo al veterinario inmediatamente. Sin régimen, los perros tienen la posibilidad de fallecer de inflamación porque el abdomen agrandado puede limitar el fluido de sangre al corazón de su perro y ejercer presión sobre los pulmones, dificultando la respiración.

    5. Pancreatitis

    Perros enfermos en la cama (título: Cómo tratar la pancreatitis en perros) La pancreatitis causa hinchazón en el páncreas, un órgano esencial para una digestión saludable en los mamíferos. Los perros que sufren pancreatitis vomitan la comida con continuidad y este vómito puede integrar espuma blanca.

    Leer más:  ¿Porque tiemblan los perros?

    Otros indicios tienen dentro espalda encorvada, mal abdominal, diarrea, pérdida de apetito, debilidad y deshidratación. Si nota todos o algunos de estos indicios, lleve a su perro al veterinario lo antes viable.

    6. Patología renal

    Widget de formulario de cotización de seguro para mascotas Un perro que vomita espuma blanca, acompañado de inconvenientes para orinar, letargo y desorientación, podría estar tolerando inconvenientes renales. La patología renal en perros es aguda o crónica.

    La patología renal aguda por lo general es ocasionada por la ingestión de algo tóxico y, comúnmente, necesita un régimen inmediato y belicoso. La patología renal crónica se lleva a cabo a lo largo de meses o años y se maneja con dieta y numerosos medicamentos.

    Si nota los indicios enumerados antes, lleve a su perro al veterinario, quien va a realizar exámen de sangre y otras pruebas para considerar las funcionalidades renales de su perro.

    7. Parvovirus

    El parvovirus (también popular como Parvo) es un virus enormemente infeccioso y letal que por lo general perjudica a perros chiquitos y perros muy adolescentes. Uno de los indicios iniciales es el vómito espumoso blanco. Otros indicios tienen dentro diarrea con sangre, letargo y fiebre.

    El parvovirus en perros chiquitos y perros adolescentes puede provocar una patología mortal en solamente dos o tres días. Entonces, un perro con una infección por parvovirus necesita régimen veterinario inmediato.

    Si ves burbujas de aire en el vómito, esto puede indicar que es más grave en principio de lo que parece.

    Otras causas menos recurrentes de espuma blanca en el vómito de su perro incluyen:

    • Tos de las perreras: además popular como traqueobronquitis infecciosa canina, esta es una patología respiratoria enormemente contagiosa. Posiblemente los vómitos vayan acompañados de una tos fuerte y estornudos o secreción nasal.
    • Colapso traqueal: esta condición, que perjudica primordialmente a las etnias de juguete, sucede cuando los anillos traqueales que forman la tráquea de un perro colapsan. Si este es la situación, su perro además desarrollará una tos de bocina.
    • Hinchazón: además popular como dilatación gástrica, la inflamación sucede cuando el estómago se llena de aire. Si se produce inflamación, el abdomen de su perro se verá distendido.
    • Infección por hongos: el contacto con la levadura ambiental, que comúnmente está en los excrementos de pájaros o murciélagos, puede provocar esta clase de vómitos, de esta forma como diarrea, temblores y falta de apetito.
    • Reflujo ácido: de la misma manera que los humanos, los perros tienen la posibilidad de presenciar reflujo ácido cuando el líquido gastrointestinal fluye hacia el esófago.
    • Pancreatitis: el inconveniente al páncreas (o pancreatitis) sucede cuando las enzimas digestivas inflaman el páncreas
    • Problema renal: cuando los riñones de su perro no trabajan de manera correcta, puede enseñar cambios extremos en el nivel de sed, encías pálidas y vómito espumoso.
    Leer más:  ¿Que esperanza de vida tiene un perro con leishmania?

    ¿Qué debo hacer cuando mi perro vomita espuma blanca?

    Es viable que el inconveniente gastrointestinal de su perro sea un signo de un inconveniente más grave, por lo cual siempre es una aceptable iniciativa llamar a su veterinario si piensa que tiene alguna causa para preocuparse. Si sabes que tu cachorro comió algo de hierba antes y el vómito no es radical, es seguramente sea aceptable. No obstante, si su perro muestra otros indicios como tos, contrariedad para respirar, letargo o temblores, programe una cita inmediatamente.

    Si la espuma blanca es ocasionada por un inconveniente más grave, el régimen debe ser manejado por un profesional médico. No obstante, si su perro sencillamente sufre de malestar estomacal, su propósito debe ser calmar la espuma en su intestino.
    Retenga la comida hasta por 12 horas y ofrézcale a su perro hielo en vez de agua hasta que desaparezcan los indicios. Cuando su perro esté terminado para comer de nuevo, ofrézcale una chiquita proporción de comida de simple digestión (como pollo y arroz hervidos). Si tolera la comida.

    5/5 - (13 votos)

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Usamos cookies para mejorar la experiencia de todos los usuarios en nuestra web. Política de Cookies